2/03/08

El País (París)

Manu Chao denunciará al PP

por utilizar una de sus canciones sin permiso

Su canción ‘La Trampa’ es la banda sonora de un vídeo electoral

que el PP ha empleado en varios mítines en Asturias

OCTAVI MARTÍ - París - 02/03/2008

El cantante y compositor Manu Chao, figura indiscutible del movimiento antiglobalización, quiere denunciar la utilización que el Partido Popular hace de su canción La trampa, uno de los temas contenidos en su disco Última estación, Esperanza.

El partido conservador se sirve de una de sus canciones en la propaganda electoral « sin haber pedido nunca permiso para ello ». La canción está compuesta junto a Tonino Carotone y narra la decepción de alguien que se siente engañado, se supone que por Zapatero. Su melodía y su letra son la banda sonora de un vídeo electoral de un minuto de duración que el PP ha utilizado en Asturias en varios de sus mítines, según informa Javier Cuartas.

Es la primera vez que Manu Chao se encuentra envuelto en un conflicto de ese tipo. Nunca ha querido prestar su voz a ninguno de los partidos tradicionales, con representación parlamentaria. « Pero aún menos al PP », apostilla su padre, el periodista y escritor Ramón Chao. Manu no quiere que nadie le utilice para su propaganda política y hoy pretende presentar una denuncia ante el juzgado por la que él estima indebida utilización de sus canciones.

« Manu se enteró de que el PP se servía de sus temas porque un amigo se lo comunicó a través de Internet. Los responsables del PP no le han pedido ninguna autorización, como tampoco se pusieron en contacto con la casa de discos », explica Ramón Chao.

Durante la campaña electoral el PP ha presentado a los artistas como un sector que vive de las subvenciones oficiales y que Zapatero se ha ganado con sus leyes contra la piratería intelectual. En el debate entre José Luis Rodríguez Zapatero y Mariano Rajoy el tema apareció sin que el líder del PP, que había acusado al PSOE de « untar » a los artistas, quisiera nunca asumir sus crìticas. Ahora Manu Chao pone en evidencia a un PP que se sirve, de manera « pirata » de uno de sus temas, desfigurando el sentido de la canción para intentar ganarse parte del electorado joven. « Manu pretende evitar el confusionismo, que su imagen y su prestigio no sea utilizado por gente por la que no siente la menor afinidad » dice Ramón Chao.